Lula da Silva y su esposa
El expresidente de Brasil Lula de Silva junto a su esposa Marisa Leticia, fallecida el 2 de febrero de 2017. LUIZ IGNACIO LULA DA SILVA / FACEBOOK

Marisa Leticia Lula, la esposa del que fuera presidente de Brasil, Luiz Ignacio Lula da Silva, ha fallecido este jueves por un agravamiento de su estado de salud, según ha confirmado el propio exdirigente. 

La esposa del mandatario fue ingresada la semana pasada en el hospital Sirio-Libanés de Sao Paulo aquejada de una fuerte hemorragia cerebral que, finalmente, no ha podido superar, según fuentes del Partido de los Trabajadores.

Marisa Leticia Lula, de 66 años de edad, fue sometida a una intervención quirúrgica en este centro hospitalario para intentar reparar un aneurisma, una compleja cirugía vascular que finalmente no ha logrado salvarle la vida.  

"Con el permiso de la familia, el proceso de donación de órganos ya está en marcha", ha anunicado el hospital en un comunicado.

El propio Lula, quien gobernó Brasil entre 2003 y 2010, había anunciado previamente en un mensaje publicado en su red social que, ante el cuadro médico irreversible, la familia había autorizado la donación de órganos de la ex primera dama.

"La familia Lula da Silva agradece todas las manifestaciones de cariño y solidaridad recibidas en estos últimos 10 días por la recuperación de la ex primera dama", ha escrito el exmandatario, que medita presentarse a unas nuevas elecciones presidenciales en 2018.

Minutos después, el expresidente cambió su fotografía de perfil de Facebook por una en la que se le ve junto a Marisa Leticia. Marisa Leticia era la segunda esposa de Lula, después de que el expresidente perdiera en 1971 a su primera mujer, María de Lourdes da Silva, cuando estaba embarazada de su primer hijo, quien también falleció.