El sindicato CC.OO. destacó hoy que el INSS ha reconocido a un jubilado de la empresa Arcelor la incapacidad total por la enfermedad profesional que padece derivada del amianto, lo que supondrá "un incremento del 130% de su pensión, de 1.176,74 euros a 2.729,76 mensuales".

Además, el sindicato denunció la muerte, ayer, de otro pensionista de Beasain, ex trabajador de CAF, víctima del amianto y pronosticó "un aumento del número de casos en trabajadores y ya jubilados de la industria siderúrgica vasca".

Cáncer por el amianto

En un comunicado, el responsable de salud laboral de CC.OO., Jesús Uzkudun, informó que JB.A.M., actualmente pensionista de 71 años, trabajó como laminador entre 1958 y 1991 en la empresa guipuzcoana Siderúrgica de Aristrain de Olaberría (actual ARCELOR), donde la tarea de limpieza de fosas, moldeo y hornos de fundición "le suponía inhalar el polvo cancerígeno del amianto existente en el ambiente, riesgo que afrontaba sin información, ni prevención alguna" y que "le ocasionó cáncer de pleura o mesotelioma".

Inhalaba el polvo cancerígeno del amianto existente en el ambiente

En este sentido, el sindicalista señaló que el ex trabajador de Arcelor obtuvo la incapacidad permanente total en 1995, "incorrectamente tramitada como enfermedad común", y ahora ha logrado que le sea reconocida su incapacidad absoluta por enfermedad profesional, por lo que su pensión "de 1.176,74 euros que cobraba se ha visto incrementada en un 130% hasta alcanzar 2.729,76 euros mensuales".

Asimismo, denunció la muerte, ayer, de otro pensionista de Beasain, ex trabajador de CAF "víctima también de un mesotelioma derivado del amianto y que el jueves estaba citado por el Instituto Nacional de la Seguridad Social para seguir con los trámites iniciados por el sindicato para el reconocimiento de su afección".

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE SAN SEBASTIÁN