La Guardia Civil encontró la tarde de ayer lunes un cadáver dentro de un saco de dormir, tumbado de espaldas, en una zona boscosa en Ordal , en el municipio de Subirats (Barcelona).

El cuerpo fue hallado sobre las 17.40 horas en un bosque cercano al pueblo de Ordal, por el que pasa la carretera N-340, en la localidad de Subirats.

Ya ha sido trasladado al tanatorio de Vilanova i la Geltrú (Barcelona), donde se le practicará la autopsia.

La Guardia Civil permanece a la espera del informe del forense para conocer más detalles de la muerte de esta persona. La investigación continúa abierta.