José Luis Gamarra, ex presidente de Anesvad, podrá salir de prisión si paga una fianza de 300.000 euros. Gamarra llevaba en la cárcel desde marzo de este año, acusado de apropiarse de 4,6 millones de euros de la ONG humanitaria. La jueza del caso ha permitido su libertad provisional al entender que Gamarra ya no puede destruir pruebas. Así y todo, la magistrada ha prohibido a Gamarra acercarse a la sede central de Anesvad en Bilbao y comunicarse con sus empleados.

La jueza reconoce en su auto que la posibilidad de fuga «no ha desaparecido del todo». Sin embargo, cree que hay medidas menos severas que la cárcel, como la retirada del pasaporte o el pago de la fianza. La libertad provisional responde a la tercera petición de excarcelación solicitada por la defensa de José Luis Gamarra. Las dos primeras solicitudes fueron rechazadas.