Temporal de nieve en Teruel
Los cortes de tráfico en la A-23 y la N-232 han obligado a pasar la noche a decenas de camioneros con sus vehículos en varias zonas de Teruel. Antonio García / EFE

Un total de 21 provincias de nueve comunidades autónomas permanecen este sábado en alerta por nieve, lluvia, viento, temporal marítimo y bajas temperaturas, según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) en su página web.

Continúan en alerta naranja por nevadas, que dejarán hasta 15 centímetros de espesor, la provincia de Castellón, con la cota entre los 600 y los 800 metros, así como Almería y Murcia, donde nevará a partir de 900-1.000 y se podrían acumular hasta 6 centímetros.

Las provincias de Granada, Jaén, Albacete y Girona mantienen aviso amarillo por nevadas que dejarán entre 3 y 10 centímetros de espesor a cotas entre los 800 y los 1.000 metros.

En cuanto a las lluvias, las provincias de Alicante, Valencia y Mallorca mantienen nivel de aviso naranja por acumulaciones superiores a los 100 litros por metro cuadrado en doce horas.

En el litoral, está activado el aviso naranja en Barcelona, Girona, Tarragona, Alicante, Castellón, Valencia y en todas las islas del archipiélago balear por olas que pueden superar los 4-5 metros en la península y hasta los 7 metros en Baleares.

En todas estas zonas, se mantiene igualmente la alerta por fuertes vientos, con rachas de hasta 100 kilómetros por hora en Alicante, Valencia, Ibiza, Formentera y Menorca y de hasta 120 kilómetros por hora en la isla de Mallorca.

Por último, la Aemet ha activado el aviso amarillo por bajas temperaturas en las provincias de Burgos, León, Palencia, Soria, Zamora y La Rioja, en todas ellas por mínimas que se situarán en los 7 grados negativos.

Carreteras cortadas en Valencia y Aragón

Un total de 33 carreteras secundarias de la Comunitat Valenciana han permanecido cortadas al tráfico este sábado por el temporal. Además, el tráfico en la A-23 en Barracas (Castellón) sigue condicionado y efectivos de la Unidad Militar de Emergencias (UME) han continuado trabajando para rescatar a 50 camiones que en la noche del viernes quedaron en la calzada ante las dificultades para circular por esta vía.

En la provincia de Castellón, donde este sábado se espera que continúen las nevadas en el interior, hay más de 20 carreteras autonómicas cortadas, como la CV-125, CV-190, CV-170, CV-12 y CV-223, entre otras. En Valencia ha permanecido cortada al tráfico la CV-235 en el límite entre Castellón-Valencia.

En Aragón, el Gobierno de la comunidad ha informado este sábado de que nueve carreteras autonómicas permanecen cortadas en la provincia de Teruel y en Huesca debido al temporal de nieve.

Así, en la provincia de Teruel están cortadas a la circulación la A-2514, de Fonfría a Cortes de Aragón por Huesa del Común, por nieve en la calzada entre los kilómetros 2 al 14, en el Puerto de Rudilla; la A-1514, de la N-234 al límite con la provincia de Valencia por Arcos de las Salinas, y hasta Manzanera se debe circular con cadenas; la A-1701, de Rubielos de Mora al límite con la provincia de Castellón por Nogueruelas; la A-2520, de la A-23 a la estación invernal de Javalambre, donde ha habido un camión cruzado en la calzada.

También, la A-2521, de la N-234 a N-234 por estación de Rubielos de Mora; la A-2522, de Manzanera al límite con la provincia de Castellón por Alcotas; la A-2705, de Alcalá de la Selva a Linares de Mora por Valdelinares y la estación de esquí; la A-2706, de La Iglesuela del Cid al límite con Castellón; y la A-2710, de Fuentes de Rubielos a Castellón por Cortes de Aragón.

Además, en Huesca ha continuado cortada la A-135, de Broto a Ordesa, cerrada por el riesgo de aludes entre los puntos kilométricos 4,500 al 9,400, de Puente de los Navarros a la pradera de Ordesa. Asimismo, el paso del Somport está cerrado en su parte francesa.

Restablecido el servicio en el AVE Madrid-Alicante

Renfe ha restablecido desde las 7.20 horas de este sábado el servicio de tráfico ferroviario por ambas vías en la línea de Alta Velocidad Madrid-Albacete-Alicante, que permanecía afectada por las condiciones meteorológicas adversas que han provocado la falta de suministro eléctrico y la acumulación de nieve en las inmediaciones de la localidad de Bonete (Albacete), según ha informado en un comunicado.

Durante la jornada del viernes, Renfe estableció un Plan Alternativo de Transporte para facilitar la conexión Alicante-Madrid, bien mediante trenes híbridos de tracción diesel entre Albacete y Alicante o bien mediante trasbordo de los viajeros desde Albacete hasta Valencia, para continuar hasta Alicante por carretera.

Este plan de transporte se desarrolló hasta el final de la jornada, mientras que este sábado los trenes AVE han podido volver a circular con normalidad desde las 7.20 horas, han señalado.