Concretamente, la A-337, a la altura de la Calahorra, tiene la circulación interrumpida desde la mañana desde el kilómetro 9,5 al 25 en ambos sentidos, debido a la acumulación de nieve.

La carretera que conecta con la estación de esquí está intransitable en ambos sentidos desde el punto kilómetrico 32 al 38,5, pasado Pradollano.

La circulación es adversa en la A-325 a la altura de Moreda, desde el kilómetro 0 al 10, donde en ambos sentidos está prohibido el paso de camiones y autobuses y es obligatorio el uso de cadenas y neumáticos de nieve.

Lo mismo ocurre en la A-4001 a la altura de Píñar, hasta el kilómetro 15, y en la A-4030 a su paso por Güéjar Sierra.

Consulta aquí más noticias de Granada.