Vivienda en alquiler
Cartel de una vivienda en alquiler. EUROPA PRESS

Según el informe anual de precios de alquiler de www.pisos.com, el piso tipo de alquiler en Cantabria registró en diciembre de 2016 una superficie media de 100 metros cuadrados y una renta de 560 euros mensuales, lo que supone un ascenso mensual del 0,90%. Respecto a diciembre de 2015, la subida es del 10,69%, la tercera más intensa del país.

En el último semestre la renta creció un 7,28%, de modo que Cantabria lideró los repuntes nacionales. Sin embargo, trimestralmente cayó un -2,95%, la segunda que más se ajustó.

Cantabria estuvo a la misma distancia de la región más cara, Madrid (1.050 euros al mes), que de la más barata, Extremadura (435 euros al mes). En el ámbito provincial, Cantabria ocupa un lugar intermedio en el listado de rentas.

Mientras, Santander marcó en diciembre de 2016 una superficie media de 92 metros cuadrados y una renta de 691 euros. Esta mensualidad la situó como la décimo tercera capital más cara para los inquilinos en un listado liderado por Barcelona con 1.430 euros al mes. La capital cántabra arrojó una caída moderada frente a noviembre del -0,41%. Sin embargo, respecto a diciembre de 2015 creció un 4,08%.

DATOS NACIONALES

En España el precio medio del alquiler en España cerró el año 2016 con un incremento del 9,16%, al situarse en diciembre en una renta media mensual de 665 euros y una superficie media de 112 metros cuadrados, según el informe trimestral de precios de alquiler elaborado por www.pisos.com.

Esta cifra de la renta media mensual marcó una subida del 0,76% frente al pasado mes de noviembre, un repunte trimestral del 0,61% y un incremento semestral del 5,72%.

El director general de pisos.com, Miguel Ángel Alemany, señala que la "marcada tendencia al alza" de las mensualidades del alquiler se explica por que "la fórmula de acceso a la vivienda está ganando terreno a la propiedad a pasos agigantados".

Alemany indica que "la oferta disponible para responder a la creciente demanda resulta insuficiente, sobre todo, en las plazas clave donde los precios de venta aún son inalcanzables para muchas personas".

Por ello, según el responsable del portal inmobiliario, "este desequilibrio entre oferta y demanda provoca que en las grandes capitales las rentas parezcan descontroladas", por lo que cree que "habría que buscar medidas para motivar a los propietarios de viviendas vacías a volcarlas al mercado".

MADRID Y PAÍS VASO, LAS REGIONES MÁS CARAS.

El informe anual de pisos.com apunta que las regiones más caras para vivir de alquiler en diciembre de 2016 fueron Madrid (1.050 euros al mes), País Vasco (971 euros) y Baleares (822 euros), mientras que las rentas más económicas estuvieron en Extremadura (435 euros), Castilla-La Mancha (452 euros) y Galicia (499 euros).

Frente al año pasado, subieron más intensamente Cataluña (+10,89%), Navarra (+10,75%), Cantabria (+10,69%), Madrid (+10,13%) y Baleares (+10,12%), y no se registró ningún descenso.

MÁS DE 1.000 EUROS DE DIFERENCIA ENTRE CAPITALES.

En la clasificación de las provincias por renta, en diciembre de 2016 la primera posición fue para Madrid, con 1.050 euros mensuales. Le siguieron Guipúzcoa (1.035 euros) y Vizcaya (966 euros). En el lado opuesto, se encuentra Teruel, que cerró la clasificación con 375 euros mensuales. Otras provincias económicas fueron Cáceres (383 euros) y Ciudad Real (384 euros).

A nivel interanual, las provincias que más subieron fueron Salamanca (+15,52%), Málaga (14,67%) y Huelva (+14,25%). Por otro lado, las únicas rentas que bajaron fueron las de Ourense (-1,65%), Álava (-1,16%) y Burgos (-0,11%).

En cuanto a las capitales de provincia, Barcelona fue la más cara para los inquilinos en diciembre de 2016, con una renta media de 1.430 euros al mes. Le siguieron Madrid (1.280 euros) y Donostia-San Sebastián (1.203 euros), mientras que Teruel fue la más barata, con 377 euros de renta mensual.

RECUPERAR INCENTIVOS FISCALES.

El director general de pisos.com cree que habría que "valorar la recuperación de los incentivos fiscales", al tiempo que "se debería reforzar la seguridad jurídica para eliminar el temor del propietario ante posibles impagos".

Por otra parte, Alemany declara que "el 'boom' del alquiler vacacional, cuya gestión profesional lo ha dotado de mayores garantías, no ayuda a incrementar el volumen de la oferta de alquiler".

Consulta aquí más noticias de Cantabria.