LA GRANJA VS SANTA MARTA
La Granja protagonizó una impresionante transformación tras el descanso, encerrando atrás al Santa Marta que no contó con ninguna buena ocasión para marcar. JONATHAN GIL MUÑOZ

Adrián se está convirtiendo en el héroe del C.D. La Granja, sobre todo en los partidos en casa. Si ante el Almazán logró el gol del empate, dando a su equipo un punto vital, en esta última jornada ha sido la victoria la que ha conseguido para los celestes. Los granjeños se midieron con el C.U.D. Santa Marta, que venía a Segovia como cuarto clasificado del Grupo Octavo de Tercera División. Los salmantinos apenas tuvieron un par de ocasiones claras en todo el encuentro lo que dan fe del poco juego que hicieron. Podríamos decir lo mismo de los locales sino hubiera sido porque tras el descanso pusieron un estrecho cerco a la portería visitante.

Dos lesiones en la primera parte

Si algo hubiera que resaltar de lo que se vivió en el Hospital en los primeros 45 minutos sería las dos lesiones que sufrieron los granjeños. Apenas habían transcurrido 11 minutos del partido cuando Miguelañez tuvo que ser cambiado por Adrián por una lesión muscular. Poco después, en el 32, Luis se marchaba tras un choque fortuito contra un jugador del Santa Marta. Recorrió la banda doliéndose ostensiblemente de una de sus rodillas, entrando Chiqui en el partido.

Miguelañez y Luis abandonaron el partido lesionados

Dos cambios en la primera parte complicaba las cosas a Arribas que apenas tenía el margen de un relevo más para la segunda. Pero lo cierto es que apenas salieron cansados sus jugadores del primer asalto que fue un cúmulo de desgracias. Un pésimo juego que al terminar el partido era como la antítesis de lo que se vio en la segunda.

La garra de los granjeños acabó con el Santa Marta

Desde el primer minuto de la reanudación La Granja dejó claro al Santa Marta que de allí no se iba a ir con ningún punto en la mochila. Los granjeños metieron en su campo y después en su área a los salmantinos que apenas pudieron montar en toda la segunda un par de contras con algún peligro. Si La Granja consigue que jugadores clave como Juan Pablo en la zaga, Chechi en el centro y Chiqui o Adrián arriba empiecen a jugar como ellos saben ya tienen casi medio partido en el bolsillo.

El C.D. La Granja dominó a su antojo la segunda parte

Y así ocurrió. Cada uno de ellos en su posición hacían el fútbol que son capaces de desplegar. Juan Pablo se convirtió en el mejor seguro de vida de los celestes. Chechi, el gigantón, empezó a maniatar el centro salmantino mientras que Chiqui empezaba a poner esos pases al hueco que tan bien sientan a Adrián y a Bubi. El gol tenía que llegar. Eso pensaban los seguidores granjeños que veían cómo pasaban las ocasiones y los minutos sin que llegara el tanto. Los de Salamanca que jugaban con uno menos (roja directa a Grande en el 26) no dejaban de ver cómo un tal Adrián entraba y volvía a entrar por su banda derecha hasta la cocina.

Por fin, en el minuto 42, un pase al hueco de Chiqui dejó solo a Adrián que con un perfecto tiro con el interior dejaba el balón en el segundo palo. Golazo y estallido de alegría de las doscientas personas que veían el partido. Adrián fue también el protagonista de la siguiente jugada. Una entrada tonta a un jugador del Santa Marta propicia que le saquen tarjeta amarilla, la segunda y a la calle. La primera la recibió tras quitarse la camiseta al celebrar el gol. Menos mal que ya todo estaba resuelto, ahora preocupa que no pueda estar para el próximo partido.

MÁS NOTICIAS DE SEGOVIA