El personal de administración y servicios de Inspección de Trabajo de A Coruña salió ayer a la calle (en la imagen) para protestar por las malas condiciones laborales y los bajos sueldos que dicen percibir del Gobierno.