El hombre ha sido trasladado por un furgón de la Guardia Civil desde la cárcel de Teixeiro (A Coruña) y ha estado declarando durante cerca de una hora y cuarto. Al salir de los juzgados, se ha mostrado sonriente y ha llegado a lanzar un beso a sus afines, entre los que se encuentran varios sacerdotes de Madrid y su mano derecha, Marta Paz, quien había sido detenida el mismo día que él, en diciembre de 2014, si bien quedó en libertad aunque investigada.

Este miércoles la jueza ha recibido declaración indagatoria de Miguel Rosendo, así como de su mujer y sus dos hijos y un quinto investigado, a quienes se les ha notificado personalmente el auto de procesamiento y los delitos por los que se les investiga. Según ha comunicado la abogada de la defensa, Teresa Quintana-Drake, el líder y sus familiares se han declarado inocentes.

Miguel Rosendo ha sido procesado por 24 delitos continuados contra la integridad moral, uno de agresión sexual, 25 de abusos sexuales, y otros contra la Hacienda Pública, asociación ilícita y blanqueo de capitales. Además, han sido procesados su mujer y sus dos hijos por delitos continuados contra la Hacienda Pública y de blanqueo de capitales; y también hay otras 13 personas procesadas por sendos delitos de asociación ilícita.

A mayores, la jueza ha dispuesto la responsabilidad civil subsidiaria del Obispado de Tui-Vigo y ha impuesto a los investigados el pago de fianzas para garantizar las responsabilidades pecuniarias que pudieran derivarse. La abogada de la defensa ya ha avanzado que sus patrocinados no van a pagar dicha fianza porque "son insolventes".

Consulta aquí más noticias de Pontevedra.