Interior del piso donde vivía la víctima.
Imagen del interior del piso de Reus donde vivía la víctima mortal del incendio. EFE

La autopsia practicada a la anciana de 81 años muerta en un incendio en el número 18 de la calle Santa Anna de Reus (Tarragona) concluye que la causa fue la inhalación de humo, han informado fuentes cercanas al caso.

Además, los investigadores de los Mossos d'Esquadra consideran que el siniestro fue por causa accidental, causado por una vela que prendió el colchón de la habitación, y ya han remitido un informe al juzgado de guardia de Reus.

El aviso del incendio llegó sobre las 3.30 horas de la madrugada del lunes cuando un vecino, al ver humo en el bloque, avisó a los Bomberos de la Generalitat, que extinguieron el fuego en poco más de media hora.

El fuego calcinó el colchón de la habitación donde dormía la víctima, que cayó al suelo y el Sistema de Emergencias Médicas (Sem) intentó sin éxito reanimar a la mujer, que estaba sola.

Desde 2013 se tenía constancia en el Ayuntamiento de Reus de la situación de vulnerabilidad de la anciana y había un expediente abierto, aunque según informó el conseller de Empresa de la Generalitat, Jordi Baiget, había rechazado varias ayudas sociales que se le habían ofrecido.

Remitir el caso a la Fiscalía

La mujer llevaba dos meses con la luz cortada por impago sin que Gas Natural alertara sobre esta situación a los servicios sociales, pero recibía una ayuda para abonar el suministro de agua después de que Aigües de Reus advirtiera al consistorio de que también se la iban a cortar.

El Ayuntamiento de Reus está recabando toda la información respecto al caso de la anciana y tiene previsto remitirla a la Fiscalía para que determine si hay alguna irregularidad.

Firmas por "un precio justo"

Desde hace aproximadamente tres, una mujer mallorquina está llevando a cabo una petición de firmas en la plataforma Change.org con motivo de los cortes de luz y gas por culpa de tener en España "los precios más caros de toda Europa".

La iniciativa ya cuenta con casi 300.000 firmas bajo el hashtag #laelectricidadnoesunlujo. Los interesados exigen que "las empresas que no puedan cortar la luz o el gas durante el invierno a las familias que no pueden pagar debido a su escasa renta familiar", tal y como ocurrió con la anciana de Reus.

Consulta aquí más noticias de Tarragona.