En una nota, la Benemérita ha explicado que dentro de los análisis de informaciones obtenidas sobre lugares que pudieran estar destinados por narcotraficantes para guardar droga para su posterior distribución, los agentes detectaron una parcela en Albarracín cuya única construcción era un trastero.

En el registro practicado, los guardias civiles intervinieron una motocicleta sustraída en diciembre del pasado año en San Roque, un revólver del calibre 38 con munición y once tabletas de hachís con un peso de 1.162 gramos. También intervinieron cuchillos de grandes dimensiones y munición de diferentes calibres.

Las dos personas que custodiaban el lugar, de 48 y 36 años, han sido detenidas y puestas a disposición judicial por un presunto delito contra la salud pública, de sustracción de vehículo a motor y tenencia ilícita de armas.

Consulta aquí más noticias de Cádiz.