Según han informado a Europa Press fuentes de la Policía Local, el accidente se ha producido cuando otro vehículo ha interceptado la trayectoria del autobús, lo que ha obligado al chófer a realizar un frenazo brusco, lo que ha provocado que algunos pasajeros sufrieran golpes.

El suceso ha tenido lugar sobre las 10.00 horas en el Paseo Mallorca, en la esquina con calle Cerdeña, de la capital balear.

Hasta el lugar de los hechos han acudido diversas ambulancias, que han tenido que trasladar a dos de los heridos a centros sanitarios, con pronóstico leve.

En un principio, la Policía Local se ha encargado de regular el tráfico afectado por el accidente, si bien en poco tiempo ha quedado totalmente restablecido.