Pedro Sánchez
El exsecretario general del PSOE Pedro Sánchez. Europa Press

El ex secretario general del PSOE Pedro Sánchez ya se encuentra en Washington, donde desde este lunes hasta el próximo miércoles participará en el seminario internacional que el Instituto Centro Político ha organizado para seguir en directo y analizar las elecciones estadounidenses.

Sánchez, que no ha iniciado aún su anunciado viaje por España para reunirse con distintas agrupaciones de militantes socialistas, se dará cita con consultores políticos, analistas y académicos de varias nacionalidades, y aprovechará para reunirse con distintos miembros tanto del partido demócrata, al que considera "hermano", como del partido republicano. Su agenda consistirá en asistir a debates, visitar centros de voto y oficinas de candidatos y dar una conferencia. 

Las elecciones presidenciales de EE UU se celebran la madrugada de este martes, y la pugna entre la demócrata Hillary Clinton, y el aspirante republicano, Donald Trump, es muy ajustada. El exdirigente socialista, que apoya a Clinton, no seguirá la noche electoral junto a la candidata en su cuartel general de Nueva York, ya que no asiste como líder del PSOE.

"Sánchez es un invitado del Centro Interamericano de Gerencia Política para analizar el proceso electoral y sus consecuencias, y han contado con él por su perfil internacional", afirman fuentes de su entorno. El Centro Político fue creado en la ciudad de Washington D.C. en 1991 y desde 1998 tiene sede en la ciudad de Miami. Su objetivo es la capacitación política de América Latina y se centra en la formación de líderes, para lo que recurren a consultores políticos, profesionales y académicos de diversos países con distintas orientaciones ideológicas y experiencia en el campo de la política. Esta es la quinta edición de su seminario internacional para analizar las elecciones presidenciales estadounidenses.

En principio, el exlíder socialista volverá a finales de la semana a España, donde no se le ve desde que Jordi Évole lo entrevistó en Salvados el domingo 30 de octubre. Para entonces estarán a punto de saberse las represalias definitivas que desde el grupo parlamentario y la gestora del PSOE aplican a los diputados socialistas  que rompieron la disciplina de grupo en la investidura de Rajoy y votaron en contra.