Felipe VI y su primogénita
Fotografía del retrato del rey y la princesa hecho por Ricardo Sanz, que expone en el Club Siglo XXI parte de su obra hasta el 30 de noviembre. Ricardo Sanz / Club Siglo XXI

Se trata del primer retrato con carácter oficial y el beneplácito de Casa Real en el que el rey Felipe VI posa junto a su hija, la princesa de Asturias, Leonor, y es obra del pintor Ricardo Sanz, por encargo del Club Siglo XXI.

En la sede de la citada entidad se exhibe el retrato de Juan Carlos I junto al entonces Príncipe de Asturias, don Felipe y para llevar a cabo una actualización Club Siglo XXI solicitó el beneplácito a Zarzuela para la realización del nuevo retrato, según adelantaba la revista Pronto.

El retrato, obra del pintor Ricardo Sanz, que ya había hecho otros retratos a miembros de la Casa Real, incluidos los reyes eméritos y los regentes, se hizo basándose en fotografías de posados del rey y de su hija, pues la apretada agenda del monarca no permitía hacer el retrato del natural.

En apenas cuatro meses se terminó este retrato, de estilo figurativo y moderno, en el que el rey aparece con ropa civil, sin distintivos, junto a la princesa Leonor, que viste un discreto vestido claro con una chaquetita, ambos delante de una bandera de España donde destaca el escudo.

Leonor acaba de cumplir los once años (31 de octubre) y las celebraciones en familia se hicieron días antes de la fecha oficial, puesto que las agendas del rey y de la reina les impedían estar con ella el día de su cumpleaños.