En los pasillos del Parlament, Camargo ha censurado que el PP no cumpla con su código ético y lo haya dejado para "envolver chorizos". Además, ha planteado que la formación deba trasladar "su sede a la carretera de Sóller", donde se encuentra la cárcel de Palma.