iPhone
Varios iPhone expuestos. CLIPSET

Traspasar las barreras de seguridad de iOS 10, el último sistema operativo del iPhone, tiene recompensa para los hackers: 1,3 millones de euros (1,5 millones de dólares), según informa Wired. Esta es la cantidad que ofrece la empresa de ciberseguridad Zerodium a quien logre encontrar un agujero en la tan cuidada seguridad del smartphone emblema de la compañía Apple. Así lo ha anunciado la compañía en su cuenta de Twitter.

Pero, ¿por qué? La respuesta es sencilla: entre los clientes de Zerodium se encuentran otras empresas de seguridad en otros países, pero, sobre todo, corporaciones y organizaciones estatales y gubernamentales de los Estados Unidos. De hecho, hace unos meses el FBI pidió ayuda a Apple para hackear el iPhone del tirador de San Bernardino, a lo que la empresa respondió negativamente. Poco después, anunciaron que no necesitaban la ayuda de la marca puesto que ya había logrado encontrar un hueco por el que colarse.

No es de extrañar, por tanto, que esta empresa quiera saber formas no documentadas de hackear un iPhone, así podrían vender esa información a otras empresas e instituciones gubernamentales. Sin embargo, es una novedad puesto que Zerodium se deja de plazos limitados de tiempo para lograrlo y premiará a cualquier hacker que se cuele de una forma novedosa en este tipo de sistema operativo.

Pero Zerodium no es la única empresa que busca las puertas traseras del iOS. La propia Apple invita, de vez en cuando, a algunos hackers a que lo intenten, para descubrir los agujeros y así arreglarlos. Pero en su caso, el precio es menor: 178.000 euros (o 200.000 dólares).

Aunque no es el único sistema operativo de móvil que Zerodium quiere saber cómo hackear: Android 7 se paga a 178.000 euros (o 200.000 dólares) y Windows Phone a 89.000 euros (o 100.000 dólares).