Elecciones en el País Vasco
Una ciudadana vasca vota en un colegio electoral del centro de Vitoria. EFE

El PNV no ha acusado desgaste de legislatura, es más, ayer sumó dos escaños (29) y 13.000 votos a su propuesta transversal. Pese a las encuestas, que auguraban un empate entre EH Bildu (17) y Elkarrekin Podemos (11), los abertzales han sacado más de seis puntos a los morados, ya tercera fuerza en el Parlamento. El PSE (9) se hunde.

Victoria cómoda de Urkullu

Los votantes vascos han avalado la gestión nacionalista. Los 29 diputados y un 37,65% de votos, además, permiten al actual lehendakari repetir en el cargo –en segunda votación, ya que se queda a 9 escaños de la mayoría– sin ayuda de nadie, salvo acuerdo improbable de todas las fuerzas de izquierda.

Con el PSE-EE no se lleva mal: gobiernan juntos en las tres diputaciones y en las tres capitales, una complicidad que podría facilitarle el gobierno en solitario.

Pelea por el último escaño

PNV y EH Bildu mantuvieron una dura pugna hasta el final por el diputado 25 en Bizkaia. Los abertzales se quedaron a solo 80 votos. Sin Otegi como candidato por sentencia judicial, aunque muy presente en campaña, la formación ha logrado 17 escaños (21,23%), cuatro menos que en 2012, y se deja por el camino más de 53.000 votos.

El efecto Podemos se desinfla

El ‘subidón’ experimentado en Euskadi por la formación morada durante las pasadas elecciones generales, con casi el 30% de los votos y victoria en las tres provincias, se ha desinflado ahora hasta el 14,83%, un porcentaje que se traduce en 11 escaños nuevos en la Cámara autonómica. "Nuestro resultado es histórico", ha dicho contundente la candidata Pili Zabala.

Bajón socialista: ¿opciones?

Sí acertaron, en este caso, las encuestas con el PSE-EE, que ha perdido la friolera de siete escaños (9 y 11,94%) respecto a 2012 para quedarse casi a la altura del PP (9 y 10,16%), el quinto en discordia; Alfonso Alonso deja escapar un escaño y 23.000 votos. Idoia Mendia, no obstante, tiene todas las papeletas para prorrogar las buenas relaciones con el PNV y sacar adelante todo tipo de políticas, como hizo con el muy reciente pacto fiscal.

¿Dónde está Ciudadanos?

Aunque sus 21.362 votos (2,02%) son, prácticamente, los mismos que obtuvo en 2012 UPyD, no ha logrado el escaño que la formación magenta ganó. En las generales llegaron a 40.326 votos.

El PNV sube en Álava y Bizkaia

Tiene ahora un escaño más en cada una (8 y 12, respectivamente) y repite en Gipuzkoa (9). En Bizkaia, su feudo, ha logrado el 42,12% de los votos, a mucha distancia de EH Bildu (17,53% y 4).

Los abertzales pierden apoyos en las tres provincias, son segundos en Bizkaia y Gipuzkoa y terceros en Álava (17,90%), por detrás del PP (18,58%); Elkarrekin Podemos, por su lado, ha quedado cuarto en Álava y tercero en las otras dos.

Las capitales, para el PNV

El PNV ha vuelto a ganar en votos en Bilbao con 69.331 y el 42,05%, cinco puntos más. Podemos, segundos, han obtenido 23.500 y el 14,25%. En San Sebastián los nacionalistas también repiten y suben cuatro puntos (33,77%), mientras que Bildu, segundo, cae 2,5. En Vitoria gana el PNV (25,01%) y le sigue el PP (21,09%).