Las autoridades indonesias han emitido a primera hora de la mañana una alerta de 'tsunami', después de que un terremoto de 6,4 grados de magnitud en la escala abierta de Richter sacudiera la costa oeste de la isla de Sumatra.

Según la Agencia de Meteorología y Geofísica, el seísmo fue detectado a unos 150 kilómetros de la costa colindante con la localidad de Bengkulu y a unos 20 kilómetros de profundidad marítima. Sin embargo, el Servicio Geológico de Estados Unidos, que vigila toda la actividad sísmica del mundo, fijó el seísmo en 5,7 grados de magnitud en la escala abierta de Richter.

Las autoridades no han informado hasta el momento si hay daños materiales o humanos, si bien residentes de Bengkulu dijeron a los medios locales que el temblor se sintió con fuerza en esa localidad y que muchos vecinos abandonaron sus casas en busca de lugares seguros.

La región ya fue golpeada el mes pasado por un terremoto de 8,4 grados
de magnitud en la escala abierta de Richter, que causó la muerte de 25 personas y más de un centenar resultaron heridas. Ese terremoto destruyó o dañó unos 86.000 edificios y construcciones en las provincias de Bengkulu y Sumatra Occidental.

Indonesia descansa en el llamado "Anillo de Fuego del Pacífico" y sufre una media de 7.000 movimientos telúricos anuales. Uno de ellos causó el 26 de diciembre de 2004 un "tsunami" (ola gigante) que provocó la muerte de unas 300.000 personas en unas doce naciones bañadas por el céano Índico, aunque Sumatra fue la isla más golpeada.