El acceso de vehículos a la colonia Marconi (Villaverde) volverá a quedar cerrado la semana que viene a todo el que no viva allí, para erradicar así la prostitución. Aunque el Tribunal Superior de Justicia de Madrid ha declarado nulo el cierre al tráfico, el delegado de Seguridad y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid, Pedro Calvo, aseguró ayer que el equipo de Gobierno acatará la sentencia, pero esta semana firmará un nuevo decreto para seguir impidiendo el paso de coches entre las 23.00 y las 6.00 horas. En este sentido, Calvo explicó que el nuevo decreto será distinto a la orden anterior y estará basado en argumentos y motivos diferentes con la intención de no tener que acudir a la reforma de la ordenanza, que dura más de un año.