El Partido Popular y Ciudadanos han alcanzado un acuerdo de investidura que han firmado este domingo en el Congreso los portavoces parlamentarios de ambos partidos.

Los líderes de los dos partidos, Mariano Rajoy y Albert Rivera, se reunieron antes, a las 12.30 horas, con sus equipos negociadores para ratificar este pacto.

PP y Ciudadanos han informado este domingo por la mañana de que el acuerdo entre ambos partidos se ha cerrado, y han convocado a los medios de comunicación para su ratificación en el Congreso.

Rajoy y Rivera se reunieron junto con sus respectivos equipos negociadores para ratificar este acuerdo que se ha estado negociando a lo largo de toda esta semana.

Después, los portavoces en el Congreso del PP, Rafael Hernando, y Ciudadanos, Juan Carlos Girauta, han firmado el acuerdo de investidura, que lleva por título 150 compromisos para mejorar España.

Negociación con altibajos

Con esta firma culmina una semana en la que PP y Ciudadanos han estado negociando este acuerdo con numerosos altibajos, debido a que el partido de Rivera consideraba insuficientes los avances en algunas materias, como las reformas institucionales, o reclamaba las cifras para sufragar las medidas, que los 'populares' pusieron sobre la mesa el pasado viernes.

En la tarde del sábado Mariano Rajoy y Albert Rivera mantuvieron un encuentro para cerrar definitivamente el acuerdo y lograr la firma este domingo por la mañana.

El acuerdo contiene entre otros compromisos el de una reforma del Consejo General de Poder Judicial para que doce de sus veinte vocales sean elegidos directamente por jueces y magistrados; recuperar el dinero perdonado a defraudadores en la amnistía fiscal para destinarlo a medidas sociales; crear complementos salariales para las personas con sueldos más bajos o la elección directa de alcaldes.

El acuerdo que este domingo se firmó permitirá a Mariano Rajoy acudir al Congreso para pedir la confianza de la Cámara con 170 votos: los del PP, los del partido de Rivera y el de Coalición Canaria.

Unos apoyos que, no obstante, no son suficientes para que el líder del PP y presidente en funciones logre la investidura.