Birmania cede a la presión internacional y acogerá al enviado de la ONU

  • La Junta militar dejará entrar a Ibrahim Gambari.
  • Doscientas personas protestan ante su embajada en París.
  • EE UU impone sanciones contra 14 altos mandos birmanos.
  • ESPECIAL: Conoce las claves del conflicto.
Chanclas ensangrentadas (AGENCIAS).
Chanclas ensangrentadas (AGENCIAS).
AGENCIAS

La iniciativa de la Organización de las Naciones Unidas de enviar a un representante a ver de primera mano qué está sucediendo en Birmania ha surtido efecto. Fruto de la presión internacional, la Junta militar que gobierna el país desde hace décadas ha dejado entrar a Ibrahim Gambari, emisario de Ban Ki-Moon.Por su parte, el Gobierno de Estados Unidos ha concretado

las sanciones que anunció en la asamblea general de las Naciones Unidas. Así, el Ejecutivo norteamericano
impondrá medidas económicas contra catorce miembros de la Junta militar.

Algunas voces, no obstante, dicen desde Birmania que las sanciones y los emisarios de la ONU no serán suficientes como para hacer cambiar de parecer al dictador Than Shwe , que -aseguran-, no tiene "la más mínima intención de avanzar hacia la conciliación nacional".

Tensión creciente

Pero la situación que vive el país está actualmente centrando toda la atención internacional; en Francia, unas doscientas personas se han congregado ante las puertas de la embajada birmana en París para protestar contra la represión que los militares están ejerciendo contra las protestas pacíficas de los monjes budistas del país.

En las últimas semanas ha ido creciendo la tensión en el país asiático, que ha visto que de las manifestaciones pacíficas se ha pasado a las detenciones masivas y la represión violenta, con diez muertes este jueves. Entre ellas, destaca la del fotógrafo Kenji Nagai, de cincuenta años de edad, enviado por la agencia japonesa APF.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento