Pradillo celebra la Fiesta de las Almazuelas Colgadas
Pradillo celebra la Fiesta de las Almazuelas Colgadas ALTURA

La palabra almazuela procede de la voz árabe almozala (cobertor). Aunque actualmente es "más utilizado" el término inglés patchwork, Pradillo de Cameros "reivindica" el término como "nombre propio" y, también, "promoción de este tipo de artesanía propia de los pueblos de cameros".

Así lo ha manifestado el gerente de SDT ALTURA y responsable de la Oficina de Turismo de Cameros, Jesús Toledo, al dar a conocer, en rueda de prensa, la celebración de la Fiesta de las Almazuelas, en la que se exhibirán, este sábado, más de seiscientas dentro de un completo programa de actos.

Las almazuelas son vistosas piezas con diferentes usos caseros, que se confeccionan a partir de trozos de ropa. Su confección ha derivado en la creación de bolsos, llaveros, cojines... Que se podrán comprar el sábado.

Toledo ha comparecido junto a la consejera de Desarrollo Económico e Innovación, Leonor González Menorca; el presidente de la Asociación cultural San Antonio, José Jesús López de Dicastillo y la artesana Fuensanta Grandes.

"Es una cita que rescata la artesanía textil tradicional de los pueblos de la sierra y que se ha convertido ya en un atractivo turístico para la localidad de Pradillo" ha destacado la consejera de Desarrollo Económico e Innovación, Leonor González Menorca.

La jornada comenzará a las 11:00 de la mañana y las almazuelas permanecerán colgadas hasta las 19:00. En el frontón de la localidad se ubicará un mercado de artesanía y de alimentos tradicionales de 11:00 a 15:00 horas y de 16:00 a 19:00 horas.

A las 12:00 horas habrá una degustación de pinchos y a las 15:00 horas una comida popular a base de caparrones. La jornada estará amenizada con música de calle con la charanga Makoki el Can y su grupo Vela. La jornada se cerrará a las 19:00 horas con el sorteo de una almazuela donada por la artesana local Marga Roldán.

DE TRABAJO DOMÉSTICO A ARTE

En 2011 los pueblos de Pradillo y Villanueva de Cameros acogieron la primera celebración compartida de una fiesta original que surgía para enseñar lo que durante mucho tiempo se quedaba solo en el interior de las casas: un trabajo doméstico para reutilizar en tiempos de pobreza telas y ropas viejas. Esta confección ha derivado en ricas creaciones con tejidos naturales y nuevos, para que perduren en el tiempo.

Fue una labor que estuvo a punto de desaparecer. Sin embargo, en los años 80, Lola Barasoain terminó un largo trabajo de investigación etnográfica sobre la existencia de estas piezas textiles en las casas de los pueblos de Cameros.

A partir de ahí se recuperó la técnica de elaboración de las almazuelas y se creó un taller en Villoslada de Cameros (el primero de España). Funcionó hasta 2010 y ahora se puede seguir conociendo la técnico en distintos cursos en el Rasillo o la Universidad Popular.

La fiesta de las Almazuelas Colgadas está organizada por la Asociación Cultural San Antonio, de Pradillo y la ADT (Asociación de Desarrollo Turístico) ALTURA, en colaboración con el ayuntamiento de Pradillo.

Consulta aquí más noticias de La Rioja.