Miquel Iceta, PSC
Miquel Iceta, PSC EUROPA PRESS

El cabeza del PSC, Miquel Iceta, ha sido el primer líder territorial en expresar su respuesta ante la propuesta de Ciudadanos para apoyar la investidura de Mariano Rajoy al frente del Gobierno.

Según declaraciones que recoge el diario El País, el socialista catalán apoyó el no de Pedro Sánchez a un eventual gobierno presidido por Rajoy, pero se mostró abierto a apoyar a un líder alternativo, tanto del Partido Popular como de otra formación, si las dos votaciones de investidura fracasan.

Ahora, el PP ha respondido a Iceta, dejando claro que Mariano Rajoy es una marcada línea roja, imprescindible a la hora de asumir un pacto con la formación.

Mariano Rajoy es imprescindible a la hora de asumir un pacto con la formación. "El PP ha ganado las elecciones dos veces, en votos y escaños", ha explicado el vicesecretario de organización popular, Fernando Martínez-Maillo. "Rajoy no solo es el candidato de los ciudadanos, sino el que ha propuesto el Rey. Es nuestro candidato desde el principio hasta el final".

A pesar de ser una posibilidad que ya descartó el propio cabeza de lista, Martínez-Maillo añade: "El relevo nunca ha estado sobre la mesa. Es una cuestión de coherencia y democracia, que consiste en respetar el voto de los españoles", y sentencia, señalando a Sánchez: "¿qué habría que pedirle entonces al que no solo no ha ganado las elecciones, sino que ha sacado menos escaños que nunca?".

Además, recalca la insistencia del PSOE a la hora de "pervertir" el concepto de abstención. "Abstenerse no es apoyar", asegura, "y es perfectamente compatible con el ejercicio legítimo de la oposición".

Ciudadanos considera "irreal" la propuesta de Iceta

El secretario de comunicación de Ciudadanos, Fernando del Páramo, ha sido firme ante la opinión del socialista. "La realidad es la que es, incómoda, pero la que hay", sentencia, según recoge El País. "No se qué pasará en la política ficción, lo que sé es la realidad que tenemos encima de la mesa", asegura, subrayando la "irrealidad" de un planteamiento alternativo a la investidura de Rajoy y la necesidad de aceptar que es el candidato propuesto, "nos guste o no".

Del Páramo ha vuelto a cargar la responsabilidad del bloqueo en los socialistas, a los que insinua como culpables. "Tenemos que buscar una solución a lo que tenemos en este momento y no poner más problemas encima de la mesa", ha asegurado.

Aunque el no a Rajoy fue votado a la unanimidad por el Comité Federal del PSOE, su abstención se dibuja para PP y Ciudadanos como la única posibilidad de lograr la investidura del líder popular.

La reunión de los populares, prevista para este miércoles y que discutirá dar luz verde a las propuestas de Ciudadanos, podría llevar a una suma entre las dos formaciones, con un total de 169 votos favorables de los 175 necesarios para formar gobierno.