En un comunicado remitido a Europa Press, la Alianza defiende que el debate debería centrarse "no tanto en los lobos que se autorizan a cazar", como sobre los que realmente se controlan, puesto que "los cupos son reiteradamente incumplidos año tras año" y su porcentaje efectivo de aplicación queda "por debajo del 50 por ciento", lo que explica, a su juicio, en parte el incremento poblacional de la especie y la colonización de nuevos territorios donde antes no estaba presente.

Las organizaciones agrarias han lamentado que el "consenso social" que persiguen sobre la situación del lobo "es prácticamente imposible" por la actitud "radical e intransigente" de determinados colectivos a los que "parece importar poco que desaparezcan la ganadería extensiva y los ganaderos de amplias zonas de la Comunidad". "El lobo no está en peligro de extinción como quieren hacer ver estos colectivos, generando un debate falso", han concluido.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.