Liceo Ozar Hatorah
El centro educativo judío Liceo Ozar Hatorah, enn Toulouse, donde ha tuvo lugar un tiroteo en 2012. GOOGLE STREETVIEW

El gobierno francés ha anunciado en un comunicado que el comienzo de las clases para los alumnos franceses será más seguro. Ante la amenaza del terrorismo yihadista, se reforzará la seguridad en los centros de enseñanza.

Los ministros del Interior, Bernard Cazeneuve, y de Educación, Najat Vallaud-Belkacem, han enviado esta misiva a los rectores y delegados del gobierno del país para adoptar medidas concretas. Entre ellas, la organización de tres simulacros (uno de ellos de atentado) en el próximo curso.

También se tendrá que evitar al máximo posible las aglomeraciones, reforzar la seguridad del exterior de las escuelas e incluso ofrecer a los alumnos cursos de primeros auxilios en caso de un posible atentado.

El ejecutivo pide la máxima colaboración de padres y profesores para que estén informados de las novedades en materia de seguridad, que el gobierno considera "de prioridad absoluta".