Según han informado fuentes judiciales, el detenido está siendo investigado por un delito de incendio forestal por imprudencia grave y hoy ha prestado declaración ante el juez tras permanecer varios días encerrado en el calabozo.

El detenido se prestó a volver al lugar donde se originó el fuego escoltado por agentes de la Guardia Civil para llevar a cabo una reconstrucción de los hechos, según una información de 'Diario de Avisos' recogida por Europa Press.

La detención tuvo lugar en la carretera LP-2, cuando una patrulla de la Guardia Civil se dirigía a realizar un corte de la vía con ocasión del inicio del incendio, que en ese momento afectaba a la montaña de Jedey y al barranco de Las Goteras.

El arrestado fue localizado cerca del foco del incendio y reconoció a los agentes que lo había producido de forma accidental cuando se encontraba defecando en una zona de pinocha y otro material vegetal combustible y prendió fuego al papel higiénico utilizado en su aseo.