Reunión para garantizar la asistencia médica a los centros de menores
Reunión para garantizar la asistencia médica a los centros de menores CAIB

El director general del Servicio de Salud de Baleares, Juli Fuster, y la presidenta de la Fundación Instituto Socioeducativo S'Estel, Marta Carrió, han suscrito un convenio de colaboración para garantizar la asistencia sanitaria gratuita a los menores internados en los centros socioeducativos que gestiona S'Estel (son Es Pinaret, Es Fusteret y Es Mussol).

Así, con este convenio, que "no implica contraprestación económica para ninguna de las partes", el Servicio de Salud se ha comprometido "a facilitar al médico de S'Estel el acceso al expediente clínico de los menores", según ha informado el Govern en un comunicado.

En este sentido, las organizaciones han acordado que "proporcionarán un enfermero a demanda de la dirección de cada centro de S'Estel para tomar muestras de sangre con el fin de hacer análisis a los menores internados, así como la asistencia de un médico desde el centro de salud, SUAP o PAC en los casos urgentes pero que no requieran trasladar al paciente al hospital de referencia".

Además, un psiquiatra "hará jornada laboral completa dos días al mes en el centro Es Pinaret, donde también atenderá a los menores de los centros Es Fusteret y Es Mussol que lo necesiten", han establecido.

Asimismo, el convenio prevé también que, junto con S'Estel, el Servicio de Salud "debe revisar y aplicar protocolos de salud pública, campañas de vacunación, etcétera, destinados específicamente a los menores que pernoctan en los centros", han manifestado.

CONDICIONES DEL CONVENIO

Por su parte, S'Estel deberá disponer de "un espacio adecuado a los centros" para poder llevar a cabo "las actuaciones que prevé este convenio y para facilitar el material médico y farmacéutico necesario", así como garantizar "el derecho de los menores y la prestación correcta de la asistencia sanitaria".

De este modo, para el seguimiento de este convenio se ha constituido "una comisión paritaria,formada por dos miembros de cada parte, que debe informar sobre incorporaciones de posibles nuevas actividades y necesidades de personal y presupuestarias", así como "hacer recomendaciones sobre nuevas actuaciones", han acordado.

Por último, este acuerdo finaliza en un año, aunque desde las organizaciones han expresado que "debe entenderse prorrogado tácitamente por periodos de un año natural si ninguna de las partes lo denuncia expresamente".

Así, las partes "deben respetar la normativa de protección de datos de carácter personal, especialmente en cuanto a la comunicación de datos personales entre las partes", han concluido en el acuerdo.