El presidente de Estados Unidos, George W.Bush, saludó hoy en castellano al jefe del Ejecutivo español, José Luis Rodríguez Zapatero, con un "hola, ¿cómo está?", al inicio de la cena organizada en Naciones Unidas para clausurar la Reunión de Alto Nivel sobre Cambio Climático.

El jefe del Gobierno español respondió "muy bien" y Bush terminó el saludo con un "good to see yo again" (me alegra verle de nuevo). El esperado encuentro entre Zapatero y Bush fue emitido por la señal institucional de televisión de la ONU.

El menú de la cena organizada por el secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, consistió en una sopa de lentejas amarillas con dátiles, ensalada y corvina a la plancha con setas, todo ello regado con vinos californianos cabernet sauvignon y chardonnay.

Zapatero no estaba invitado en un principio a la cena de la ONU

A la cena asistieron un total de 25 comensales, entre los que se encontraban los máximos mandatarios de China, Canadá, Brasil, Francia, Alemania, India, Indonesia, Italia, Japón, México, Pakistán, Rusia, Arabia Saudí, el Reino Unido, Portugal, Sudáfrica, Antigua, Benin, Ghana, Granada, Papúa Nueva Guinea, Corea del Sur y una representación de la Unión Europea.

Bush acudió a la invitación a pesar de que se desmarcó de la reunión organizada por la ONU sobre el cambio climático y ha optado por convocar su propio encuentro con los principales países contaminantes para los días 27 y 28 de septiembre.

En un principio, Zapatero no estaba invitado a esta cena según apuntaron fuentes del Ejecutivo español. Sin embargo, el número de invitados se fue ampliando y España consiguió un puesto en la mesa, un foro al que el Ejecutivo concede gran importancia al considerar que en él se consolidará el núcleo duro de los países que diseñarán los futuros compromisos contra el cambio climático.