Según ha informado UGT en una nota de prensa, el pasado 28 de julio el consejo de administración de Aucorsa aprobó la adquisición de seis nuevos autobuses para el año 2016. El consejero de UGT, Juan Martínez, criticó con dureza la medida por "insuficiente" y porque supone "un cambio político en el compromiso de rejuvenecimiento de la flota".

Así, Martínez "condicionó su voto afirmativo, ante la necesidad de no demorar por más tiempo la incorporación de los nuevos vehículos, en que se adoptasen medidas complementarias para el cumplimiento del Plan Estratégico 2015-2021 de renovación de flota".

Según UGT, Aucorsa tiene una flota de autobuses con una antigüedad media de doce años, lo que conlleva "un alto nivel de incidencias y un costoso mantenimiento", para lo que el comité de empresa y la anterior Corporación municipal llegaron el 29 de enero de 2015 a un acuerdo de elaborar un Plan Estratégico para garantizar la viabilidad de la empresa en el futuro.

En este sentido se pronunció por unanimidad el Pleno municipal el 10 de febrero de 2015, que "encargó al Consejo de Administración de Aucorsa que, con la máxima urgencia, consensuara y elaborase el referido plan, que fue aprobado el 30 de marzo de 2015 por todos los grupos, y además de otras medidas encaminadas a optimizar la flota, establecía el compromiso de adquisición de vehículos nuevos, con el objetivo de situar la media de edad de la flota en diez años".

Según agrega el sindicato, el acuerdo de compra para cada año es de diez unidades de 12 metros estándar (ya adquiridas en 2015), diez unidades de 12 metros estándar para 2016, diez unidades de 12 metros estándar en 2017, otras diez unidades de 12 metros estándar en 2018, cuatro unidades de 12 metros estándar, tres unidades de 18 metros en 2019, y, finalmente, entre 2020-2021, diez unidades de 12 metros estándar.

De esta forma, UGT considera "muy grave el incumplimiento que se lleva a cabo sin justificación", ya que "no se ha explicado si esta merma será compensada en los futuros ejercicios, si hay voluntad de cumplir el Plan con aportaciones adicionales, o cuál es la política de transporte urbano de esta nueva corporación, si la tiene", han señalado.

En ese sentido, desde UGT se va a elevar el problema al comité de empresa y al conjunto de los trabajadores, para que desde este órgano "se pidan responsabilidades, así como se valore acordar las movilizaciones encaminadas a conseguir el cumplimiento del plan de renovación de flota, esencial para garantizar el servicio público urbano que la ciudad y los cordobeses merecen", concluye el sindicato.

Consulta aquí más noticias de Córdoba.