Los usuarios están que trinan. El aparcamiento que se iba a hacer en Rafael Laffón se traslada a la calle Arroyo «sin informarnos», explica a 20 minutos un afectado. EquiparK (encargada del proyecto) asegura que ha sido el Ayuntamiento el que ha decidido este cambio.

Lo que más molesta a los usuarios que reservaron plaza en el aparcamiento (han tenido que pagar 1.000 euros) es que «nos hemos enterado porque, por casualidad, hemos ido a la caseta de información». No les han enviado aviso alguno para notificarles de la nueva situación.

Menos plazas

El nuevo aparcamiento tendrá 340 plazas, en vez de las 440 previstas al principio.

La empresa trabaja en un nuevo proyecto y espera comenzar las obras a finales de año. Lo que pretende es llamar a los vecinos para que elijan su plaza, a la vez que se ultima el diseño y se realizan las últimas contrataciones.