El Ayuntamiento pide un vial de 1,4 km. El proyecto de crear una vía verde sobre las futuras vías del AVE, de Richard Rogers, se desmorona. El Ayuntamiento pidió el viernes al equipo del arquitecto británico que modifique su plan urbanístico, que mimaba al peatón y al bus, para introducir un vial con dos carriles de circulación en cada sentido para los coches y otro más reservado al autobús, como ya adelantó 20 minutos el 31 de mayo.

La avenida, parecida al actual paseo Zorrilla, tendría aproximadamente 1.400 metros entre el Arco de Ladrillo (a la altura de la calle Mikado) y el paseo de San Isidro (Circular).

El Ayuntamiento lo justifica para descongestionar el tráfico de las Delicias y en que la zona se debe adaptar a las necesidades de la nueva estación, que incluye un centro comercial de 25.000 m2.

El concejal de Infraestructuras, Manuel Sánchez, defendió este cambio: «No podemos tardar 50 minutos en llegar a Madrid y luego tener que esperar otros 20 para salir de la estación».