Al día siguiente, el 14 de julio, intervendrán en la Cámara los portavoces de los cuatro grupos parlamentarios. A fin de hacer más ágil el debate, se ha acortado el turno de cada portavoz parlamentario de 45 minutos a 30. Por la tarde tendrá lugar el turno de réplica del presidente y la contestación de los distintos grupos.

Los tiempos también se han reducido en esta sesión, con lo que el presidente dispondrá de unos 30 minutos para intervenir y los grupos de unos 10 minutos para contestarle.

Consulta aquí más noticias de Murcia.