García-Page
García-Page EUROPA PRESS

Pedro Sánchez tendrá rival por la Secretaría General del PSOE en el próximo Congreso del partido. Así lo cree Emiliano García-Page, secretario general de los socialistas de Castilla-La Mancha y uno de los barones críticos con la gestión de su jefe de filas.

"No sé lo que va a pasar, pero es previsible que no tenga un solo candidato", aseguró Page este miércoles durante una entrevista en la Cadena Ser, aunque puntualizó que no hay nada cerrado.

El también presidente autonómico cree que los socialistas no deben mirar al pasado, sino al futuro en su próximo congreso interno, después de haber cosechado su peor resultado histórico en las elecciones generales del pasado 26 de junio: "Hay que hablar con claridad de la persona y del equipo que esté en mejores condiciones para ganar la voluntad mayoritaria dentro de tres años, no de la persona o del equipo que lo ha hecho bien o mal".

En su opinión, la formación tiene "cierto reparo" a la hora de hablar de liderazgos, después de llevar "muchos años" hablando de alternativas. "Felipe González fue el gran maestro y el gran faro. Tenemos problemas de sucesión desde que se fue", afirmó Page.

¿Abstenerse para que gobierne Rajoy?

El responsable castellanomanchego se negó a revelar qué postura defenderá en el comité federal que el PSOE celebra este sábado para decidir la política de apoyos postelectorales. Sí afirmó, en cambio, que los socialistas no pueden permitir un Gobierno del PP: "Hay una determinación muy clara del PSOE de ser coherente. En campaña nos hemos comprometido a construir una alternativa y eso es incompatible con apoyar al PP de una manera o de otra porque sería dar un balón de oxígeno a Podemos".

Respecto al futuro, dibujó un panorama con un nuevo cabeza de cartel en el PP y Podemos "encaminándose" al espacio del PSOE. En ese escenario, los socialistas tendrán "mucho hueco, mucho campo" para seguir trabajando por el país.