El Pleno del Tribunal Constitucional (TC) ha rechazado posicionarse sobre la titularidad y ubicación definitiva de los bienes procedentes del Monasterio de Sijena, en litigio entre el Gobierno aragonés y el catalán, y ha trasladado esta responsabilidad a la "legalidad ordinaria" en el ámbito de la jurisdicción civil.

Pérez ha resaltado que el TC "da carpetazo" a la cuestión en la que es "la jurisdicción civil" la que tiene competencia en lo que respecta a la ubicación territorial.

Asimismo, ha señalado que los bienes de Sijena, a que seguirán los de las parroquias y las pinturas deberán regresar y ha recordado que en el proceso "pedimos a la juez que incorporara medidas coercitivas", concretamente una multa de 3.000 euros diarios a la Generalitat.

Consulta aquí más noticias de Teruel.