Uno de los montones de leña
Uno de los montones de leña GUARDIA CIVIL

El pasado lunes, 20 de junio, la Guardia Civil recibía una denuncia en la cual se comunicaba la sustracción de la madera, cuya dueña la tenía cortada y apilada en una finca de su propiedad, en una localidad del Alfoz de Burgos.

El Área de Investigación del Puesto Principal Alfoz de Burgos indagó sobre las circunstancias concurrentes y tuvo conocimiento de que por aquellas fechas había sido visto por la zona un todo terreno provisto de un remolque, cargado con madera cortada, y ocupado por un hombre y una mujer.

La colaboración ciudadana resultó básica para la resolución del hecho, ya que la información obtenida tras las entrevistas mantenidas permitió vincular al vehículo y propietario con una determinada zona del extrarradio de la capital.

Trasladados los agentes al lugar localizaron una finca y comprobaron visualmente desde su exterior la presencia de varios montones de madera diseminados por la parcela, que presentaba un corte regular y característico, y que casaba con la denunciada como sustraída.

En dependencias oficiales, donde fue citado, el matrimonio acabó reconociendo la autoría de los hechos, siendo detenidos como presuntos autores de un delito de hurto.

Consulta aquí más noticias de Burgos.