Policía Nacional
Un agente de la Policía Nacional. EUROPA PRESS/POLICÍA NACIONAL

En su denuncia la detenida relataba que se había ausentado de su domicilio durante unas horas y que al regresar se había encontrado la puerta de entrada abierta con la cerradura forzada.

Al acceder a su interior, observó cómo estaba todo revuelto, por lo que inmediatamente solicitó presencia policial, informando a los agentes que, en primer recuento superficial, los ladrones le habían sustraído más de 1.400 euros y numerosas joyas, algunas de ellas, descritas minuciosamente en su denuncia en Comisaría.

Los agentes de Policía Científica realizaron una inspección técnico ocular, afirmando en su informe que era imposible la apertura de la puerta de acceso a la vivienda desde el exterior.

Con el informe pericial los investigadores centraron sus pesquisas en la pareja residente de la vivienda, comprobando que ambos, alternativamente, habían interpuesto hasta cuatro denuncias por hechos similares.

Analizando detenidamente estas denuncias, los investigadores comprobaron que varias joyas denunciadas eran las mismas que aparecían en denuncias anteriores, confirmando así las sospechas de que se trataba de una simulación de robo con el fin de, presuntamente, estafar a la compañía del seguro de la vivienda.

La arrestada fue puesta a disposición de la autoridad judicial, así como los gastos derivados de la investigación que supuso el empleo de recursos humanos y materiales siendo distraídos de las funciones de prevención y represión del delito.

Las investigaciones han sido llevadas a cabo por agentes adscritos a las Brigadas Provinciales de Policía Judicial y Policía Científica de Jaén.

Consulta aquí más noticias de Jaén.