En un auto, al que ha tenido acceso Europa Press, la magistrada apunta que, aunque "no se sostiene pretender que no existían sobre la investigada indicios de ilícito penal que justificasen la incoación de la causa respecto de la misma", el presunto delito de tráfico de influencias prescribe en un plazo de tres años desde su comisión.

Así las cosas, como se habría cometido en el momento de su contratación, en junio de 2008, y la denuncia se presentó en agosto de 2014, manifiesta que "procede declarar prescrito el delito imputado en esta causa" a Vanesa F.B., y por tanto decretar el sobreseimiento parcial de las actuaciones respecto a ella.

Asimismo, en otro auto la jueza también acuerda el sobreseimiento provisional y parcial de la causa respecto a José Antonio M.B., porque reconoce que en la concesionaria municipal Imesapi, que fue la que contrató a Vanesa F.B., "no pasa de ser más que un mero apoderado con facultades determinadas y limitadas, sin capacidad decisoria en ámbitos como el de contratación de personal".

(HABRÁ AMPLIACIÓN)

Consulta aquí más noticias de Pontevedra.