Un niño de unos dos años y once meses que ingresó el pasado domingo día 19 en el Hospital de Mataró murió al cabo de unas horas a causa de una infección por enterovirus, según han confirmado fuentes del hospital este miércoles.

El subdirector del CatSalut, Josep Maria Argimon, ha explicado en una rueda de prensa que el menor había acudido a un centro de atención primaria algunas horas antes de ser ingresado con un cuadro de vómitos sin fiebre y que fue enviado de vuelta a casa, posteriormente acudió al hospital tras padecer una "disminución del nivel de consciencia".

"Es un caso muy desgraciado de un niño de tres años que ingresó de urgencias con una disminución del nivel de conciencia sin ninguna otra sintomatología destacable y que en pocas horas tuvo una parada cardíaca fulminante que no conseguimos remontar", ha agregado Argimon.

Asimismo, los responsables de Salud han apuntado que "no se puede confirmar" que exista una relación causa-efecto entre la muerte del menor y la detección de un enterovirus, ya que hay varias enfermedades que pueden causar disminuciones de la consciencia que deriven en este "trágico desenlace".

Hasta este miércoles los análisis no han confirmado que se trataba de este virus, que suma un total de 99 pacientes en Cataluña, 13 de ellos hospitalizados y cuatro en unidades de cuidados intensivos.

Este virus mantiene hospitalizados en Cataluña a 12 menores, cuatro
en unidades de cuidados intensivos

Las autoridades sanitarias han asegurado que este caso no modifica los protocolos clínicos ni epidemiológicos en marcha por el enterovirus.

Es el primer caso de muerte por este tipo de virus.Un primer caso en Reus no se llegó a confirmar al 100% que fuese causado por esta enfermedad. 

Los expertos que han hablado a los medios han indicado que este virus circula en la actualidad por la calle y que muchos niños pueden llevarlo consigo sin que esto suponga riesgo alguno para su salud. 

Ascienden a 99 los casos detectados con afectaciones neurológicas

La Conselleria de Salud de la Generalitat ha detectado ya 99 casos de enterovirus con afectaciones neurológicas agudas, ocho más que la semana pasada cuando se notificaron 91, según las últimas informaciones.

Las autoridades sanitarias han asegurado que este caso no modifica los protocolos clínicos ni epidemiológicos en marcha por el enterovirus

Del total de casos, 13 menores están ingresados en diferentes hospitales de Cataluña, de los que nueve se encuentran en planta y cuatro en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI).

Los responsables del departamento han apuntado que la situación del brote "está remitiendo claramente" y han recordado que los enterovirus se extienden de forma más masiva entre los meses de mayo y junio.

"Un caso aislado"

Por su parte el conseller de Salud de la Generalitat, Toni Comín, ha afirmado este miércoles que la muerte del niño es un "caso aislado", tanto si se confirma su causalidad con la enfermedad como si no.     

Lo ha explicado en declaraciones a TV3, después de que el subdirector del Servicio Catalán de la Salud (CatSalut), Josep Maria Argimon, haya sostenido en rueda de prensa que "no se puede afirmar una relación de causa-efecto entre la detección de enterovirus y el trágico desenlace de este caso". 

Comín ha dicho que "probablemente no se podrá saber de forma cierta si se descarta o se confirma la relación de causa-efecto entre el enterovirus y la muerte de la criatura por un cuadro fulminante", cuya sintomatología era compatible con muchos diagnósticos diferentes.

Además, "no respondía a la sintomatología más típica de la rombencefalitis de los casos diagnosticados en el brote", lo que sí permitiría confirmar que esta enfermedad ha sido la causa de la muerte, según el conseller.

"Ni se puede descartar ni se puede confirmar", ha manifestado el conseller, que ha calificado el caso de una de las tragedias más grandes que puede vivir una familia.





Consulta aquí más noticias de Barcelona.