Este es el mensaje que ha trasladado Martínez Maíllo, que ha participado en un acto de campaña del PP de Cantabria, con varios de sus candidatos al Congreso de los Diputados y al Senado, como Ana Madrazo, José María Lassalle o Esther Merino, y miembros del partido, entre ellos su presidente, Ignacio Diego; la secretaria autonómica y coordinadora de campaña, María José Sáenz de Buruaga, y el alcalde de Santander, Íñigo de la Serna.

En el acto, y tras alertar del "riesgo" que corre España si, tras el 26 de junio, hay un Gobierno de "extremistras", Martínez Maíllo ha alertado también de que los "vetos" al PP por parte de algunos partidos, como -ha dicho- hace Ciudadanos, conducen al "bloqueo" y "benefician" a la opción de la "izquierda radical".

"Para que no haya unas terceras elecciones es imprescindible dejar al lado los vetos y ponerse de acuerdo y para ponerse de acuerdo, lógicamente, cuantos más votos y escaños tenga el partido, que todas las encuestas dicen que va a ganar las elecciones, va a ser mucho mejor porque eso va a garantizar que exista estabilidad, que exista un Gobierno estable de cara a los próximos cuatro años en España", ha dicho el vicesecretario general de Organización.

Por ello, aprovechando su visita a la región, ha afirmado que el voto de los cántabros es "fundamental" y ha pedido su apoyo para conseguir sacar el tercer diputado en la región (el 20 de diciembre los 'populares' lograron dos frente a los de 2011) que, según ha dicho, será una "garantía" para ese Gobierno de "estabilidad" y de Rajoy.

((Habrá ampliación))

Consulta aquí más noticias de Cantabria.