Según ha informado este cuerpo de seguridad en un comunicado, los investigadores del Grupo de Localización Fugitivos de la Policía Nacional tuvieron conocimiento que un fugitivo de las autoridades peruanas podría encontrarse refugiado en Castellón, tras ser condenado en su país natal por apropiarse de 148.650 soles que había recaudado para la celebración de diversas actividades de la Semana Cívica de la ciudad.

El hombre estaba trabajando en una empresa en Almassora, donde fue localizado y detenido, siendo después trasladado a Madrid para pasar a disposición de la Audiencia Nacional.

Consulta aquí más noticias de Castellón.