Venecia prohíbe que se lance arroz en las bodas que se celebren en la ciudad

  • Su ayuntamiento pretende combatir así el aumento de palomas.
  • Estas están dañando el patrimonio artístico de la ciudad.
Esta imagen podría pasar a la historia en Venecia.
Esta imagen podría pasar a la historia en Venecia.
Archivo

A partir de ahora las bodas que se celebren en Venecia deberán prescindir de la tradicional lluvia de arroz. Así lo ha decidido su ayuntamiento, que tiene previsto emitir un bando no solo para prohibir esta costumbre, sino también para vetar la venta de grano en toda la ciudad.

Con esta decisión se pretende combatir la superpoblación de palomas, la cual está causando graves daños en el patrimonio artístico de la ciudad.

El arroz es uno de los alimentos que atrae a estas aves.

Un estudio encargado por la superintendencia de arqueología de Venecia ha revelado que los problemas higiénico higiénico-sanitarios y la restauración del patrimonio por los daños causados por las palomas cuestan anualmente a cada ciudadano unos 275 euros.

Además de los ya conocidos desperfectos que ocasionan en los monumentos los excrementos corrosivos de las palomas, se sumó hace unos días la denuncia de que las aves destrozan a picotazos las valiosas estatuas y bajorrelieves de la ciudad.

Los técnicos de la citada superintendencia, observando algunas fotos de las restauraciones que se están realizando en la fachada del Palacio Ducal, han detectado que los bajorrelieves están completamente destrozados en algunos puntos debido a los picotazos de las aves.

Estos animales pican los monumentos para extraer pequeñas piedras que ingieren para favorecer la digestión.

Los responsables del patrimonio arqueológico de Venecia aseguraban que "la ausencia de alimento haría disminuir de manera significativa la cantidad de palomas", que ha aumentado en los últimos meses un 25 por ciento debido a un invierno suave.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento