Al menos 11 personas han muerto y 36 han resultado heridas al estallar un coche bomba al paso de un autobús policial en el centro histórico de Estambul. "Siete policías y cuatro civiles han muerto, otras 36 personas han sido heridas", informó el gobernador de la ciudad, Vasif Sahin.

El atentado se produjo a las 08.40 horas cuando el vehículo con los agentes circulaba cerca de una parada pública de autobuses en el barrio de Beyazit Vezneciler, próximo a una universidad y a lugares turísticos en la parte europea de la metrópoli. Al parecer el coche bomba fue activado por control remoto y después de la explosión se produjo un tiroteo, según la agencia de noticias pública Anadolu, aunque existe cierta confusión sobre este extremo.

CNN Türk indica que tres de los 36 heridos se encuentran en estado crítico. En el lugar se aprecian enormes daños, incluidos varios vehículos calcinados y el autobús policial parcialmente destruido. Varios comercios y edificios en los alrededores han sido evacuados porque los artificieros llevarán a cabo la explosión controlada de un vehículo sospechoso, señaló el gobernador de Estambul. Según afirman medios turcos, cuatro personas han sido detenidas en el marco de la investigación por la autoría del atentado.

Erdogan culpa a la guerrilla kurda

El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, responsabilizó este martes al grupo armado Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) del atentado que ha causado 11 muertos y 36 heridos en el centro histórico de Estambul. "No es una novedad que la organización terrorista (como se suele referir al PKK) extienda sus ataques a las ciudades", declaró Erdogan a la prensa después de visitar a varios heridos en un hospital de Estambul.

Hay que decir una cosa clara: los terroristas no hacen diferencias entre civiles y policías, o soldados y civiles", dijo el presidente turco.

El ejercito turco bombardeó el pasado lunes posiciones del PKK en el sureste de Turquía y el norte de IrakEste ataque se produce solo un día después de que cazas de combate turcos hayan bombardeado posiciones del PKK en el sureste del país y en el norte de Irak, informó hoy el Ejército. Los cazas bombardearon ayer a un grupo de supuestos miembros del PKK en la región de Lice, en la provincia suroriental de Diyarbakir, sin que se pueda establecer el número de muertos causado por la operación.

Al mismo tiempo, se desarrolló también una operación aérea en la región del norte de Irak de Hakurk. Según el recuento del Ejército, han destruido varias posiciones del PKK en esa zona del norte de Irán, utilizada como retaguardia por sus combatientes. "Vamos a luchar contra el terrorismo hasta el final. Siento mucho las muertes, pero esta lucha tiene un coste. Continuaremos hasta el final", aseveró Erdogan ante la prensa.

El primer ministro, Binali Yildirim, por su parte, destacó el hecho que el ataque sucediera justo al comienzo de Ramadán. "Organizaciones terroristas que atacan inocentes civiles en los primeros días de Ramadán demuestran una vez más que están en contra de la humanidad y contra todos los valores humanitarios", señaló el primer ministro en un comunicado.

Un año negro para Turquía

Turquía se encuentra en estado de alerta por amenaza terrorista y Estambul ha sido escenario este año de dos atentados suicidas atribuidos al yihadista Estado Islámico en lugares turísticos y que causaron una quincena de muertos.

El pasado marzo un atentado suicida con coche bomba del grupo armado Halcones por la Libertad de Kurdistán (TAK, en sus siglas en kurdo) cerca de una parada de autobuses urbanos en Ankara causó 37 muertos y más de un centenar de heridos.

Este grupo reivindicó también un atentado en febrero contra un convoy militar en el centro de Ankara, cometido con un coche bomba conducido por un suicida que causó 28 muertos, en su gran mayoría militares.

El 10 de octubre de 2015 murieron 102 personas en un atentado del Estado Islámico que, hasta el momento, es el peor de la historia de TurquíaEl grupo armado se presenta como una escisión radical del Partido de Trabajadores de Kurdistán (PKK), la guerrilla kurda de Turquía, y se ha atribuido diversos ataques y atentados contra civiles desde 2004, si bien se sabe muy poco de sus estructuras o fines.

El Gobierno turco y numerosos analistas consideran el TAK simplemente una "marca subsidiaria" del PKK, utilizada para reivindicar atentados que podrían dar mala imagen a esta guerrilla, por ejemplo, si provocan la muerte de civiles.

Además de los ataques perpetrados por el PKK y el TAK, Turquía ha sufrido en el último año tres ataques a manos del Estado Islámico (EI). El más reciente tuvo lugar el pasado 12 de enero cuando un ataque suicida en una zona turística de Estambul provocó la muerte de doce turistas.

Unos meses antes, el 10 de octubre de 2015, el EI acabó con la vida de 102 personas mediante un doble ataque suicida durante la celebración de una marcha por la paz convocada por los sindicatos en Ankara. Este ataque es, hasta el momento, el peor atentado de la historia de Turquía.

Otro atentado suicida, al parecer de un joven simpatizante del EI, fue el causante de la muerte de 32 personas en la ciudad de Suruç. Esta población es el principal punto de comunicación entre Turquía y la ciudad siriokurda de Kobani.