Shigemi Hirata
Shigemi Hirata entró en la universidad con 85 años por su afición a la alfarería tradicional japonesa. TWITTER

Shigemi Hirata, un japonés de 96 años, se ha convertido en la persona más vieja del mundo en lograr una licenciatura universitaria, algo que le ha sido reconocido por el Libro Guinness de los Récords.

"Estoy muy contento. Aprender es divertido a cualquier edad", explica Hirata en un artículo que recoge este sábado la edición digital del diario Yomiuri.

Hirata, residente en Takamatsu (este de Japón), recibió el pasado marzo su título de licenciado en Arte y diseño de manos de la Universidad de Kioto a la edad de 96 años y 200 días.

Once años en la universidad

El hombre, que ha tardado 11 años en obtener la licenciatura, cursó los estudios por correspondencia, los cuales decidió comenzar a los 85 años motivado por su afición a la alfarería tradicional japonesa.

Hirata, nacido en Hiroshima el 1 de septiembre de 1919, estuvo en la marina nipona durante la II Guerra Mundial y tras el fin de la contienda trabajó en un hospital de Takamatsu como celador hasta su jubilación, en la década de los ochenta.

"Mi siguiente objetivo es vivir hasta los 100 años. Si para entonces aún estoy en buena forma, me plantearé enrolarme en estudios de posgrado", cuenta entre risas Hirata, que tiene dos hijos, cinco nietos y cuatro bisnietos.