Chica solitaria
Los solitarios, más expuestos a tener enfermedades. ARCHIVO

Las personas solitarias están expuestas a tener más enfermedades y a morir jóvenes, ya que su sistema inmune tiene ciertos patrones genéticos que pueden desencadenar una anormal producción de anticuerpos o producir daños en células sanas.

Según el biólogo molecular de la Universidad de California, Steve Cole, que ha realizado un estudio sobre el ADN de personas solitarias y aisladas socialmente, "el impacto biológico de la soledad puede influir en nuestros procesos internos más básicos".

Una serie de enfermedades que pueden tener su origen en trastornos genéticos

La investigación, realizada sobre 22.000 genes, sugirió que las personas más solitarias tenían niveles poco saludables de inflamación cardiovascular, la antesala de enfermedades cardíacas y arteriales, Alzheimer y otras dolencias.

El siguiente paso es ver si estos síntomas pueden ser tratados. Y en este punto los expertos no se ponen de acuerdo, ya que no saben que medicamento aplicar a una serie de enfermedades que pueden tener su origen en trastornos genéticos.

Como afirma John Cacioppo, profesor de psicología en la Universidad de Chicago (en inglés), "tal vez podemos darle a estas personas aspirinas para prevenir posibles ataques cardiacos y apoplejías, pero, ¿estamos curando su enfermedad?".