Keira Knightley
Keira Knightley. ARCHIVO

La actriz británica Keira Knightley se ha metido en la piel de Coco Chanel, fundadora del imperio al que dio nombre, en un cortometraje que servirá de nueva campaña publicitaria para un perfume de la firma francesa, Coco Mademoiselle.

Candidata al Oscar en 2006 por su papel en Orgullo y prejuicio, del director Joe Wright, Knightley se ha vuelto a poner a las órdenes del realizador británico para interpretar a "una Coco Chanel moderna, de hoy día", según informó hoy la casa de moda francesa en un comunicado distribuido en Nueva York.

La fuerte personalidad, el marcado carácter y el carisma de Coco Chanel fueron extraordinarios"

A partir del 24 de septiembre, los televidentes estadounidenses podrán ver a la actriz británica interpretando a la diseñadora en unos anuncios de treinta o sesenta segundos, que cuentan como banda sonora con la canción "L-O-V-E", interpretada en su día por Nat King Cole y a la que ahora pondrá voz la también británica Joss Stone.

"La fuerte personalidad, el marcado carácter y el carisma de Coco Chanel fueron extraordinarios", aseguró la actriz, quien filmó el cortometraje durante cinco días en París.

Para Knightley, "no hubo nadie como ella en el mundo, y su huella se deja ver más allá del mundo de la moda, ya que transformó la sociedad en favor de la libertad de la mujer tanto en sentido literal como figurado".

"Knightley personifica la fuerza y el atrevimiento de Coco Chanel, además de su estilo irreverente", aseguró la firma francesa sobre la protagonista de su próxima campaña, con quien colabora desde 2006.

"Coco Mademoiselle" fue creado en 2001 por Jacques Polge y contó en su día con la controvertida Kate Moss como imagen, otra de las bellezas que han prestado su rostro a Chanel, junto a Nicole Kidman, Vanessa Paradis o Catherine Deneuve