La vuelta al colegio, otra asignatura para los papás
Dos madres recogen a sus hijos, ayer, en el Dolores Medio . (Diego Crespo)

«Tengo que echar mano de los abuelos». Con el inicio ayer del curso escolar, madres y padres tienen que volver a reorganizar sus horarios. Aunque los 120.634 niños matriculados estén menos tiempo en casa, los horarios de clases no coinciden muchas veces con los de los padres.

«Lo mejor sería poder dejar a los niños en el colegio antes de las nueve. Yo tengo que echar mano de los abuelos», aseguraba ayer Miriam Moral. Asunción García lo tiene un poco más fácil. Es profesora y en verano está en casa, pero con el inicio de las clases tiene que contratar a una señora «y pagar para que mis hijos estén atendidos».

Un poco más contentas estaban Pilar Martínez y Delfi García, ambas amas de casa. Pero su alegría no era por descansar de niños, sino «porque nuestros hijos están encantados de volver al colegio».