El concejal de Urbanismo de Getafe, Santos Vázquez, anunció ayer la presentación, en un juzgado de la localidad, de una denuncia contra la cooperativa Getafe Cuna de la Aviación y la gestora PSG por paralizar las obras de 6.000 casas en el Cerro Buenavista. La cooperativa argumenta que el suelo es suyo y que no ha sido expropiado. Vázquez asegura que se trata «de un conflicto de intereses entre particulares y la Administración» y que las pérdidas por tener parada la obra son de 101.000 euros diarios. Los terrenos en conflicto son gestionados por un Consorcio Público entre la Comunidad y el Ayuntamiento de Getafe.