El PP de Castilla-La Mancha ha pedido este viernes buscar soluciones a la rebaja de la jornada laboral de los funcionarios de la Comunidad Autónoma del lado de los empleados públicos de la región, "con la legalidad en la mano" y no por medio de "chapuzas" y "buscando la confrontación".

Así se ha pronunciado en declaraciones a Europa Press el portavoz del Grupo Parlamentario Popular, Francisco Cañizares, después de que el Consejo de Ministros haya acordado solicitar al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, la interposición de un recurso de inconstitucionalidad en relación con la medida del Ejecutivo de Emiliano García-Page de reducir de 37 a 35 horas la jornada laboral semanal de los empleados públicos.

"Son temas que tienen solución y que hay que buscarlas de lado de los funcionarios, pero parece que a este Gobierno de Castilla-La Mancha le interese más el enfrentamiento que otras soluciones para buscar el objetivo", ha argumentado el responsable 'popular'.

Así, ha indicado que el PP lleva advirtiéndolo desde hace tiempo y que "las cosas se pueden hacer pero cumpliendo la Ley". "En este caso es muy llamativo que este tema no fuera un Proyecto de Ley llevado al Parlamento sino una Proposición de Ley del PSOE, saltándose los informes de los técnicos de la Junta que son necesarios y usándose una puerta de atrás".

Respecto a las palabras del consejero de Hacienda, Juan Alfonso Ruiz Molina, quien ha dicho que la Junta defenderá "con uñas y dientes" la rebaja de la jornada laboral de los funcionarios, Cañizares ha pedido al Gobierno autonómico que "se deje de uñas y dientes" y que lo haga "con la legalidad en la mano".

"Parece que se hacen las cosas mal aposta para que no salgan", ha argumentado el portavoz de los 'populares' castellano-manchegos, quien ha añadido que "cuando se hacen las cosas de forma chapucera y sin un Proyecto de Ley es porque no se quieren hacer bien y nosotros queremos que se hagan bien para beneficiar a los funcionarios de Castilla-La Mancha".

Consulta aquí más noticias de Toledo.