Los representantes del Grupo Socialista en la comisión de investigación creada en el Parlamento sobre el presunto fraude en las ayudas a la formación han culpado al resto de partidos de "romper" las normas de funcionamiento aprobadas por unanimidad en la comisión de investigación sobre formación en una "votación ilegal" sobre la documentación reclamada a la Junta en la que los comisionados socialistas "se han negado a participar", y por la que la propia comisión "rechaza ahora la documentación que los mismos grupos pidieron a la Junta" y, además, "se salta su propio plan de trabajo y calendario".

Así lo han criticado los socialistas Rodrigo Sánchez Haro y Marisa Bustinduy, que se han pronunciado así en un comunicado sobre la decisión adoptada este viernes por la referida comisión de investigación, con el voto a favor de todas las formaciones, menos el PSOE-A, de demandar a la Junta que retire toda la documentación original que ha enviado hasta el momento al Parlamento "y que no se le ha pedido".

Sánchez y Bustinduy han recalcado que el Gobierno andaluz está "cumpliendo al cien por cien" con el envío de la documentación reclamada por la comisión de investigación "y que ahora los demás grupos rechazan", y han insistido en censurar la "votación ilegal" con la que el resto de grupos políticos "se niega a recibir" dicha documentación, con la pretensión "absolutamente irresponsable" de replantear todas las solicitudes de información a la Administración autonómica.

"El Gobierno andaluz ha cumplido escrupulosamente las peticiones de la comisión y está remitiendo al Parlamento todos y cada uno de los documentos reclamados por los grupos políticos", han remarcado los socialistas, de forma que desde el Ejecutivo autonómico ya se han mandado más de 600.000 documentos al organismo investigador, "pero ahora los grupos deciden que no los quieren", según han añadido.

Sánchez Haro y Bustinduy han calificado de "inexplicable y sin sentido" que los partidos pretendan ahora "cambiar las reglas del juego que ellos mismos se han dado para modificar alegremente las peticiones de información a la Junta".

Para los socialistas, el resto de grupos muestran una "actitud impresentable" y se comportan "como veletas" haciendo "un uso torticero" de la comisión de investigación, demostrando "una falta de seriedad y de respeto sin límites" a la propia comisión de investigación al "volar por los aires su funcionamiento interno decidido entre todos y todas", y haciéndolo "mediante una votación de chiste que pervierte la comisión de investigación y en la que, por eso mismo, el PSOE no puede participar", según han concluido.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.